Honran el legado del Padre Miguel d’Escoto Brockmann en su natalicio número 91

La Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua (UNAN-Managua), a través de la Casa de la Soberanía, rindió homenaje al Padre Miguel d’Escoto Brockmann, al conmemorar el 91 aniversario de su natalicio este pasado lunes 5 de febrero.

El evento contó con la distinguida participación del Embajador de la República Bolivariana de Venezuela, Señor José Francisco Javier Arrué de Pablo, y se llevó a cabo tanto en modalidad presencial como virtual, permitiendo que personas de diversos puntos del globo se unieran a esta celebración de vida y legado.

Durante la conferencia, se resaltó el incansable trabajo de la Casa de la Soberanía, cuya inspiración radica en la acción y pensamiento de héroes y mártires nacionales, así como en la figura ejemplar del Padre Miguel d’Escoto Brockmann.

Como Canciller y humanista, el Padre Miguel dejó una huella indeleble en la lucha por el bienestar colectivo y la protección de nuestra Madre Tierra, principios que continúan influenciando las políticas y acciones del Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional (GRUN).

El Padre Miguel d’Escoto Brockmann, nacido el 5 de febrero de 1933, fue una figura multifacética: diplomático, político, sacerdote de la orden Maryknoll, y dirigente comunitario.

Desde su posición como Canciller de Nicaragua durante los años 80, abogó fervientemente por el multilateralismo y el respeto al derecho internacional, principios que guiaron su trabajo en pro de la paz, la seguridad y la autodeterminación de los pueblos.

Más allá de su labor diplomática, su compromiso con la justicia social y ambiental lo convirtió en un defensor de las causas más nobles, buscando siempre el bienestar de las mayorías y la sostenibilidad del planeta.

El Padre Miguel D' Escoto Brockmann
El Padre Miguel D’ Escoto Brockmann

Su legado trasciende las fronteras de Nicaragua, siendo reconocido internacionalmente por su defensa de los derechos humanos y la dignidad de los pueblos oprimidos.

Como Presidente de la Asamblea General de las Naciones Unidas entre 2008 y 2009, el Padre Miguel instó a la comunidad internacional a trabajar unida en la construcción de un mundo más justo y pacífico.

La conmemoración de su natalicio no solo sirve para recordar la vida y obra de un gran nicaragüense, sino también para reafirmar el compromiso con los ideales que él defendió a lo largo de su vida.

La Casa de la Soberanía y la UNAN-Managua, al destacar su ejemplo, invitan a las nuevas generaciones a continuar el camino del servicio, la solidaridad y la defensa de nuestros más sagrados derechos y recursos naturales.

El Padre Miguel d’Escoto Brockmann falleció el 8 de junio de 2017, pero su espíritu luchador y su visión humanista siguen vivos, motivando a todos aquellos que creen en un mundo más fraterno y equitativo.

Su vida nos recuerda que, en la búsqueda de la justicia y la paz, cada acción cuenta y que, unidos, podemos enfrentar los desafíos más grandes.

La Nueva Radio YA en Google News
¿Qué Opinas?