No es ninguna payasada…Pipo le pidió matrimonio al amor de su vida, Lisbeth Fonseca

Roberto Barberena Mendoza, el payaso Pipo, le pidió matrimonio a su amada Lisbeth Fonseca.

“Les quiero compartir que pronto me caso con el Amor de mi vida, mi ángel Lisbeth Fonseca…12 años juntos…me emocionó tanto pedir que se casara conmigo…gracias mi Dios por todas las Bendiciones que me has dado Señor…”.

Eso es lo que publicó este sábado en su perfil de Facebook, el artista Roberto Barberena Mendoza, de 53 años, mejor conocido como el “Payaso Pipo”, luego de haberle pedido públicamente a su amada Lisbeth que se casen.

La solicitud de matrimonio la hizo Pipo con toda seriedad y con lágrimas en sus ojos durante un encuentro romántico en el que bailaron el tema “Somos Novios”, de Armando Manzanero, acompañados por un mariachi.

En una entrevista de hace varios años Roberto Barberena declaró que cuando era pequeño quería ser aviador para andar conociendo diferentes países, y aunque no logró estudiar para piloto, si ha logrado llegar a muchos países con el talento que descubrió cuando era apenas un niño y vivía en las Américas Dos.

El debut de Pipo fue a los ocho o nueve años, pero no como payaso, y afirma que fue tan divertido que todos se rieron de él.

Recuerda que estaba en segundo grado en la Escuela José Benito Escobar, de la colonia Américas 2, donde la maestra le había pedido que trabajara en una obra de teatro, pero a la hora de la presentación se le olvidó lo que iba a decir, empezó a cancanear y todos empezaron a reírse de él.

Esa vez, en lugar de desanimarse por haberse quedado trabado, Pipo empezó a improvisar un pequeño teatro con cartulina y muñecos de papel y en fundar un grupo de títeres de la escuela, que perduró hasta los primeros años de su adolescencia

Su apodo de Pipo fue puesto por sus hermanos cuando estaba pequeño por ser negrito y murruco, y a los 11 años se integró al grupo de títeres Guachipilín que tenía un programa en la televisión nacional, y con ellos trascendió las fronteras de su barrio.

Luego su arte comenzó a conocerse dentro del país y en países como México y Brasil, hasta ser reconocido por la Convención Internacional de Payasos, en donde ha dado importantes aportes.

Ahora Roberto Barberena ha anunciado con mucha seriedad que va a dar un nuevo paso en su vida, lo que no sabemos es si los va a dar con sus enormes zapatones color naranja acharolados, con la boca pintada y con su cabeza portando la peluca amarilla con la calvicie rosada al centro.

De todas formas le deseamos muchas felicidades a Pipo Cachirulo Chechereque Cachivache Chunchito Virotito Churrito, en esta nueva faceta de su vida, la cual empezará con su boda en marzo del 2023 y su Luna de Miel en Corn Island.

La Nueva Radio YA en Google News

Más Noticias

Más Leídas

Noticias ContraReloj con Cristhian Medina