Inicio Granada

Violencia en Nicaragua ha dejado 61 muertos durante 2014

649

De una estocada en el corazón murió Johnny Charlys López Martínez, de 31 años de edad, al ser atacado por un grupo de delincuentes cuando se dirigía a su casa de habitación frente a la Iglesia San José, en la ciudad de Granada.

Doña Vicenta Martínez dijo que junto a otros familiares trasladó a su nieto Johnny al Hospital Amistad Japón-Nicaragua, pero los galenos le dijeron que ya estaba muerto.

Fuentes extraoficiales indicaron que en las próximas horas la policía de Granada brindará una conferencia de prensa respecto a este caso, en tanto la familia exige justicia.

En otra información parecida, Nelson Pantoja Gómez, de 41 años de edad, falleció a causa de una brutal apaleada que delincuentes desconocidos le asestaron al negarse a entregar sus pertenencias cerca del Gancho de Camino en el Mercado Oriental.

Al ver a Nelson inconsciente, los ladrones se esfumaron del lugar en tanto el lesionado fue trasladado al Hospital Manolo Morales Peralta, donde estaba recibiendo atención de emergencia cuando expiró.

Por su parte, las autoridades de la Estación Uno de policía investigan el caso ocurrido la madrugada de hoy.

A la lista de crímenes ocurridos en lo que va del 2014, se suma el caso de Mariela de los Ángeles López Ondoy, de 35 años de edad, quien fue encontrada muerta este domingo en la subida de la fortaleza El Coyotepe, en carretera a Masaya.

El cadáver de Mariela de los Ángeles fue identificado en Medicina Legal por su mama Rosa María Palacios Ondoy, quien dijo sospechar del compañero de vida de su hija, un tal José Luis, ya que siempre vivían peleando.

Mariela de los Ángeles López Ondoy, era originaria del barrio Monimbó en Masaya, y tenía 4 hijos de entre los 3 y 10 años de edad, a quienes deja en la orfandad.

Las estadísticas de Tu Nueva Radio Ya revelan que en lo transcurrido del año 2014, han sido asesinadas 61 personas lo que significa un incremento de 20 muertes con respecto al mismo periodo del año pasado.

De las 61 personas asesinadas durante los primeros 34 días del año, 15 han sido víctimas de la delincuencia común, y el resto han muerto a manos de amigos de tragos, compañeros de vida, familiares y enemigos personales.