Inicio Deportes del Mundo

Villa Olímpica para los Juegos Centroamericanas y del Caribe quedará pequeña para el evento

89
Compartir

A finales del mes de Julio en Barranquilla, Colombia, se realizarán los Juegos Centroamericanos y del Caribe 2018 y la presidenta del Comité Olímpico de Puerto Rico (Copur) y miembro del Comité Ejecutivo de la Organización Deportiva Centroamericana y del Caribe (Odecabe) Sara Rosario, mostró preocupación con la construcción de la Villa Olímpica, la que podría quedarse pequeña para la cantidad de personas que se esperan en los días de mayor actividad deportiva.

Durante su reciente visita a la ciudad colombiana de Barranquilla, la señora Rosario en representación de Odecabe, tuvo la oportunidad de ver el adelanto en la construcción de las instalaciones y calculó en unas 12 instalaciones las que se erigen de cara al evento multideportivo que reunirá atletas de 31 países. Entre esas, están la pista de atletismo, centro acuático, Estadio de béisbol y las canchas de voleibol y baloncesto, entre otras.

“La Villa Centroamericana está bastante adelantada en su construcción, pero me parece quedara un poco pequeña en los días de mayor cantidad de atletas. Ellos esperan que el comité organizador pueda ir recibiendo los apartamentos para que puedan ir acomodando todo el mobiliario. Son 1,100 apartamentos nuevos. Unos de cuatro habitaciones, en los días pico le van acomodar una cama adicional, y ahí va a estar el reto mayor para el comité organizador, cómo se maneja una villa en los días pico, con tanta cantidad de atletas y oficiales”, expresó Rosario, quien estuvo en Colombia del 23 al 30 de enero, menciono un diario puertorriqueño .

“Nuestro reto mayor va a ser la villa. El poder llevar los atletas tres días antes de la competencia y poderlos regresar tan pronto concluyan su participación para darles espacio a los atletas que no han competido. Ese va a ser nuestro reto, coordinar toda la logística área porque no son muchos los vuelos que van para Barranquilla para la cantidad de gente que se espera que llegue. Esa es mi única preocupación”, reiteró la presidenta del Copur.

“Es un espacio un poco pequeño donde no hay mucho margen para uno compartir. El caminar nada más de la villa al comedor puede ser incómodo pues los espacios que hay entre edificio y edificio no son muy grandes para tanta gente que va a vivir ahí por espacio de 10 días, que es el promedio de tiempo que pasan los atletas”, razonó.

Compartir