Inicio Destacadas

Rescatan a los 12 niños y su entrenador de una cueva en Tailandia

1055

Este martes las autoridades de la Marina de Tailandia lograron rescatar a los últimos cuatro niños de 12 que habían quedados atrapados junto a su entrenador de 25 años de edad, quien fue el último en salir.

La misión duró tres días y culminó con la evacuación de los 12 niños futbolistas y su entrenador, segun informaron hace pocos momentos los marines tailandeses en su página de Facebook.

En la primera operación fueron evacuados los primeros cuatro niños, donde participaron diez rescatistas.

Cada uno de los niños fue acompañado por dos buceadores mientras que dos rescatistas más estaban de reserva. El primer operativo duró 10 horas. Esto es porque el camino desde la cueva hacia la salida es de 3,2 kilómetros y está lleno de agua turbia y estrechos corredores.

El contingente internacional de buzos rescatistas volvió a entrar en la cavidad esta mañana a las 10.09 hora local (03.09 GMT) con el objetivo de regresar con las cinco personas que seguían en el interior de la cueva, en una gruta a unos cuatro kilómetros de la entrada, dijo Narongsak Ossottanakorn, portavoz del operativo.

En la tercera operación para sacar a los cuatro estudiantes y el profesor que faltaban resultó ser más lenta por el mayor número de evacuados y por las lluvias que cayeron en la región durante toda la noche y parte de esta mañana.

Los niños y su entrenador de fútbol, luego de un entrenamiento, decidieron explorar la cueva Tamham Luang Nang Non, al norte de Tailandia, donde quedaron atrapados cuando una súbita tormenta comenzó a inundar la cavidad y les cortó la salida.

El grupo fue localizado el pasado 8 de julio tras nueve días de búsqueda, organizándose de inmediato la operación de rescate, la que al inició eran tan pesimistas que calculaban que el mismo llevaría cuatro meses, o sea hasta en octubre, esperando que las aguas bajaran su nivel.

Sin embargo luego de innumerables exploraciones y decenas de planes de rescate en el que uno de los miembros de la marina murió al quedarse sin oxigeno en su tanque cuando buceaba de regreso luego de dejar alimentos a los niños, decidieron que debían de sacar a los niños cuanto antes, pues corrían peligro si continuaban en la cueva que podría inundarse por las lluvias monzonicas que afectan esta zona en esta temporada.

Los niños rescatados en Tailandia están “mentalmente bien”, su estado de ánimo es bueno y están felices de estar fuera de la cueva, informó un funcionario de salud tailandés.

Dos de los primeros cuatro niños rescatados, que tienen entre 14 y 16 años, presentan una posible infección pulmonar, ha señalado el funcionario tailandés. Asimismo, ha indicado que estos cuatro menores ya pueden ingerir alimentos normales, siempre que no sean picantes.

Por el momento los niños y su entrenador rescatados todavía no pueden ver a sus familiares y se encuentran asilados, como medida precautelar de los menores, ya que las autoridades quieren descartar cualquier tipo de enfermedad contagiosa antes de que puedan ver a sus parientes.

El que los niños hayan sobrevivido dentro de la cueva tantos días, se lo deben a su joven entrenador quien desempeño un papel clave. Según los oficiales de rescate, quienes precisan que se trata de un exmonje.

“Es uno de los que se encontraba más débiles en el grupo, ya que compartió con los niños su ración de alimentos y de agua en los primeros días. Asimismo, el entrenador enseñó a los niños a meditar para permanecer tranquilos y conservar la energía”, indicaron los marines tailandeses.

Tailandia y el mundo que estaban pendiente de la suerte de los doce niños y su entrenador celebraron su rescate con vida, así lo dicen los sin números ultimas horas de los medios de comunicación de todo el planeta.

Ahora los niños si es que las autoridades de salud le dan de alta antes del fin de semana podrían alistar maleta para asistir a la gran final de Mundial de Rusia 2018, ya que el presidente de FIFA, Gianni Infantino, giró la invitación a los pequeños si eran rescatados antes que terminara la competencia.