Nicaragüenses rugen junto a Los Tigres del Norte

Publicado el

Más Leídas

“La Reunión Tour” de Los Tigres del Norte, en su fecha de Nicaragua se cumplió este viernes en la capital Managua.

Tigres 21

Una noche marcada por corridos, música regional mexicana y baladas norteñas, fue disfrutada por miles de asistentes que abarrotaron el Polideportivo Alexis Argüello.

Eran las cinco de la tarde, cuando los asistentes iniciaban a nutrir las filas a las afueras del coloso de concreto que sería escenario del evento.

Las últimas pruebas de sonido se realizaban dentro para garantizar que la reunión de los jefes de jefes en Managua aconteciera según lo planeado.

Una vez superados los protocolos de ingreso, en medio de los anuncios de las medidas de seguridad y sanitarias tomadas para la comodidad de los espectadores, los asientos iban siendo ocupados de manera ordenada.

Al ritmo de música de DJs, algunos calentaban motores practicando sus pasos de baile.

“Estamos llegando acá del municipio de Larreynaga, León, y estamos participando de este evento que para nosotros los nicaragüenses la música ranchera es también como si fuera nuestra y aquí estamos con los tigres del norte”, dijo Máximo Morales Pérez, dando saltitos de un lado al otro al ritmo del sonido y procurando con su mano derecha que su sombrero no saltara de su cabeza.

La animación dio el punto de partida a la gala. Eran cerca de las 8:00 pm, cuando se dio paso a dinámicas coloreadas con pinceladas del tipo de música que sería disfrutada durante la noche.

Los primeros en ocupar el escenario fueron los nacionales Príncipes de la Cumbia, Fuzion 4, desde San Marcos, Carazo. Las ovaciones no tardaron en dar inicio a la interpretación del amplio y bien conocido repertorio de la agrupación.

Sin embargo se robó el show un homenaje a los clásicos artistas mexicanos, entre ellos Juan Gabriel y Marisela.

La siguiente ronda de aplausos fue para recibir a Costa Azul. Los teloneros estrellas, quienes han logrado ser la agrupación de moda por invitar a utilizar “la canilla tijereada” y otros movimientos complejos de autoría propia.

Justamente la noche se partió con la interpretación de la bien gustará Kulg y Allan.

Los jefes de jefes, los esperados de la noche
No fue hasta las 10 y 15 minutos cuando con acordeones y guitarras, Los Tigres del Norte asaltaran el escenario interpretando el Jefe de Jefes.

De chaleco blanco con brillantes y pantalones rojos prometieron cantar las canciones que los visitantes quisieran.

Los teléfonos celulares se alzaron en el aire iluminando los lugares de los asistentes para grabar y corear al unísono los corridos cantados por la banda.

Los de Sinaloa sortearon con audacia un breve fallo técnico y retomaron el concierto para el agrado de los espectadores.

La mesa del rincón, Ni Parientes Somos, Contrabando y Traición, Señor Locutor y otra constelación de éxitos inundó de aplausos el lugar.

Los Tigres del Norte se habían presentado en Nicaragua cuatro veces antes de esta ocasión. Está sería la quinta vez en la que los poseedores de docena media de premios de Premios Grammy se haría presente ante sus seguidores en este país centroamericano.

Comentarios