La flamante vicepresidente tica Epsy Campbell se fue al Vaticano para zafarse de una investigación por corrupción

Más Leídas

La vicepresidenta de Costa Rica Epsy Campbell Barr
La vicepresidenta de Costa Rica Epsy Campbell Barr

La Vicepresidente y Canciller costarricense Epsy Campbell viajó hoy a El Vaticano para reunirse con el Papa Francisco usándolo como mampara para evitar comparecer ante el Congreso de su país donde es investigada por el nombramiento irregular de funcionarios en la Cancillería.

-Publicidad-

Los diputados costarricenses, a través de la Comisión Permanente Especial de Ingreso y Gasto Público, investigan una serie de «chanchullos» de Campbell además del despilfarro de gastos en el servicio exterior de Costa Rica.

Pero como Epsy visitó al papa Francisco este miércoles 17 de octubre en la Plaza de San Pedro la audiencia se reprogramó para el jueves 25 de Octubre.

Corrupción política

Campbell está siendo investigada por nombrar a Adriana Murillo, como Directora General, y Carolina Fernández, como Director Adjunta de Política Exterior, a quienes además les recetó jugosos aumentos de salario.

El artículo 9 del Estatuto del Servicio Exterior de ese país centroamericano establece que esos puestos deben ser ocupados únicamente por personas con el rango de embajadores. Sin embargo Murillo y Fernández trabajaban anteriormente como consejera y primera secretaria, respectivamente.

Así mismo se conoció que Campbell designó a tres funcionarias como asesoras del despacho de la Canciier, cuando ni siquiera son diplomáticas. Los nombramientos del 9 de julio (de Murillo y Fernández), y de los miembros de la comisión calificadora del servicio exterior (el 13 de julio) no fueron publicados en los medios costarricenses.

Así mismo investigan los privilegios otorgados a la asesora presidencial Jeanneth Cooper, a quien se le intentó pagar de más por servicios como dedicación exclusiva y carrera profesional, cuando no correspondía, y además trataron de nombrarla embajadora, pasándole por encima de la Ley.

La Ley especifica que sólo pueden ser contratados en Cancillería a personas que se hayan graduado en carreras de Derecho, Economía o Relaciones Internacionales y la señora Cooper a duras penas tiene un bachillerato en Contaduría.

Así mismo deberá responder por qué nombró a los exministros Fernando Llorca (Estados Unidos), Sonia Marta Mora (Francia) y a la exvicepresidenta Ana Helena Chacón, todos sin ningún tipo de experiencia diplomática.


“Alertas
Síguenos en Google News

Cuentos de Don Otto

El garrote del loco | Lencho Catarran

El garrote del loco | Lencho Catarran

Nuestras Noticias