Fallece joven de Masaya que se inmoló con gas

Más Leídas

La ciudadana Débora Lisseth Murillo Rivas, de 29 años, murió al mediodía de este martes luego de sufrir quemaduras de tercer grado en el 60 por ciento de su cuerpo, al haberse prendido fuego la tarde de ayer en una casa ubicada de Las 7 esquinas una cuadra y media al Oeste, en la ciudad de Masaya.

Débora Murillo tiene 27 años de edad
Débora Murillo tenía 29 años de edad

Débora fue ingresada al hospital de Masaya con severas quemaduras en el tórax, la cara, el cuello y en ambos brazos.

La paciente fue llevada al hospital por los bomberos quienes conocieron que ella sostenía una discusión en estado de ebriedad, con su pareja Carlos Edén Rivas Aguilar, de 43 años de edad, cuando se bañó el cuerpo con gas y se prendió fuego.

Tras ser llevada al hospital, la mujer fue ingresada a sala de operaciones a lavado quirúrgico de donde salió entubada hacia la Unidad de Cuidados Intensivos a las 6:15 de la mañana de este martes en condición muy grave.

La joven era originaria de la comunidad el Edén, en la comarca Las Flores, en Masaya, pero habitaba con su pareja en el sector de las Siete Esquinas.

El terrible suceso ocurrió cerca de las 7 esquinas, en la ciudad de Masaya, Nicaragua.

Algunos vecinos indicaron que Débora siempre vivía discutiendo con su pareja y que en una ocasión tuvo que ser llevada al hospital supuestamente por la agresión física de parte de Carlos Edén.

Se conoció que Débora Lisseth, además de las graves quemaduras en su cuerpo, también sufrió afectaciones en el esófago por lo que había quedado con ventilación artificial, sin embargo falleció a pesar de los esfuerzos médicos por mantenerla con vida.

Hasta el momento se desconocen las razones que empujaron a Débora a prenderse fuego al estilo bonzo, en tanto la policía retuvo para investigación a Carlos Edén Rivas.

spot_imgspot_imgspot_imgspot_img

Artículos recientes