Errores masculinos que no excitan una mujer

Más Leídas

sexualidadMala música. Un ambiente musical es fundamental a la hora de comenzar el juego previo. Pero si la música no ayuda, poco entusiasmo puede tener una mujer para sucumbir a los deseos. Es la música la que decide hacia dónde se dirige la velada, y es mejor alejarse de los temas demasiado femeninos o clichés.

Contesta el teléfono. Bajo ninguna circunstancia un hombre debe dejar una sesión de besos y caricias para atender el teléfono. De hecho, lo mejor es apagarlo o ponerlo en silencio al comenzar la cita amorosa. Ninguna mujer tomará bien una interrupción en esos momentos porque el teléfono suena, y si es llamado de la madre, menos aún.

Tantea. Pocas mujeres toleran la inseguridad o falta de experiencia, y terminan perdiendo el humor para las relaciones sexuales. Si un hombre no sabe por dónde comenzar a incentivar a una mujer, y va cambiando de lugares y tácticas todo el tiempo, en breve ella preferirá seguir con la charla o marcharse.

Es egoísta. Se necesita un poco más que un par de besos y caricias para excitar a una mujer. Si el hombre no está dispuesto a reconfortarla, lo cual lleva su tiempo, y busca su propio placer, la mujer se terminará aburriendo o desinteresando, y procurará terminar pronto el encuentro.

Una mala conversación. Una mala conversación, y cuando hablamos de mala hacemos referencia a poco natural, también apaga todo deseo sexual en la mujer. El evidente tono de conquista, elogio en exceso y poco interés en lo que se habla son signos evidentes de que el hombre sólo quiere sexo, apartando aún más a la mujer de esa idea.



“Alertas
Síguenos en Google News

Cuentos de Don Otto

El garrote del loco | Lencho Catarran

El garrote del loco | Lencho Catarran

Nuestras Noticias