En menos de un mes, 2 sacerdotes violadores se han suicidado en Francia

Más Leídas

El sacerdote Pierre-Yves Fumery, de 38 años, quien era investigado por delitos de abuso sexual, se ahorcó en su presbiterio de la ciudad de Gien, en el valle del Loira, Francia.

-Publicidad-

 El fiscal regional, Loic Abrial, dijo que una investigación preliminar estaba en curso desde el 21 de septiembre por «sospechas de agresión sexual contra un menor de menos 15 años» tras recibir «informaciones preocupantes».

El obispo de Orleans, monseñor Jacques Blaquart, había reportado presuntos «comportamientos inapropiados» de Fumery con adolescentes.

Este es el segundo suicidio de un sacerdote acusado de agresión sexual en Francia en poco más de un mes.

En septiembre, Jean-Baptiste Sèbe, también de 38 años, se suicidó en su iglesia en Normandía, después de que una mujer lo acusara de comportamiento indecente y agresión sexual contra su hija.

Nuestras Noticias