Carazo

173

Al hospital Regional Santiago, en Jinotepe, Carazo, fue a parar el borrachito Cristian Humberto Parrales Gómez, de 27 años de edad, luego que unos pandilleros le asestaran una estocada en el estómago cuando caminaba por el sector del cementerio haciendo alboroto y vulgareando a todo el mundo.